• Magazine
  • Actualidad
Cómo tener tu boda bajo control: 6 tips para que estés relajada en la planeación de tu boda

Cómo tener tu boda bajo control: 6 tips para que estés relajada en la planeación de tu boda

Aunque seas la mujer más segura del mundo, en la organización de tu boda podrás tener varios momentos en que te cuestionarás todas y cada una de las decisiones que has tomado. Te daremos consejos para mantener la calma y disfrutar del gran día.

  • Actualidad
  • Consejos
  • Novia

Organizar una boda no es tarea fácil, nadie lo niega. Desde el minuto cero, que diste el “Si, Acepto!, sabías que empezabas una nueva aventura. Tendrás que tomar muchas decisiones por el camino para que todo luzca tal y como lo soñase en tu gran día. Pero, seguramente más de una vez, cuestionarás todas tus decisiones. Así que, es mejor que te relajes, te pongas cómoda y descubras los mejores tips para tener bajo control toda la planeación. ¡Tenlos en cuenta!

Lauren Peele
Foto: Lauren Peele

1. Deja Pinterest a un lado

¿Has decidido ya el estilo de la boda? Si la respuesta es afirmativa, procura alejarte un poco de tu cuenta de Pinterest. Sabes que cada vez que entres a buscar inspiración, te encontrarás con nuevas ideas, colores, adornos y mobiliario que querrás tener en tu boda, así que lo único que conseguirás es acabar completamente confundida y sin una pista clara de lo que realmente quieres. Si deseas tenerlo claro desde el principio, ten un cuaderno de inspiración con la gama de colores, ideas y decoración que quieres incluir en tu boda y confía en tu estilo.

2. Confía totalmente en los proveedores escogidos

Sabemos que te tomará mucho tiempo elegirlos, así que déjalos trabajar y llevar a cabo tu idea. Intenta no querer controlar cada paso que dan día a día, porque una vez los contrates y les expliques cada uno de los detalles que quieres en tu boda, querrán cumplir tus expectativas completamente. Aunque, si hay algo que no te gusta, comunícalo de inmediato y lograrás que se modifique al instante.

guardarVirgil Bunao
Foto: Virgil Bunao

3. Contrata a un wedding planner

Hazlo si quieres ahorrar tiempo y dinero, pero sobretodo disminuir el estrés que conlleva toda la planeación de una boda. Utiliza sin pensarlo los servicios de un wedding planner. Te ayudará en toda la organización, logística y montaje de tu gran día y te dará la tranquilidad de tenerlo todo bajo control. Logrará que las decisiones que hayas tomado o que vayas a tomar sean las más adecuadas y que te mantengas firmes en ellas. Mira si necesitas contratar un wedding planner para tu boda.

guardarSally Pinera
Foto: Sally Pinera

4. Olvídate de la perfección

Entérate antes que nadie de lo último en tendecias para bodas

Suscríbete a nuestra newsletter

No centres tus esfuerzos en que cada mínimo detalle sea perfecto. Te aseguramos que los invitados no llegarán como críticos nupciales, sino que querrán disfrutar plenamente tu gran día. Así, que preocúpate por tener un buen menú de boda y un ambiente que refleje la personalidad tuya y de tu futuro esposo. ¡Todo quedará como siempre lo soñaste! Y si alguno de los detalles no cumple tus estándares, recuerda que todo el conjunto quedará maravilloso. ¡Pasará desapercibido!

5. Cumple tu presupuesto

Este tema es muy delicado, y si no quieres tener más de un dolor de cabeza, define cuál será la inversión que hagas en tu boda y no te salgas de ese presupuesto. Porque no el que más gasta en su boda, tiene la mejor boda. El éxito de la celebración se centra en el cuidado del ambiente donde tanto los novios como los invitados se lo pasen en grande.  ¿No te alcanza para hacer los regalos que quieres?, ¿no pudiste contratar fuegos artificiales para la salida de la iglesia?, ¿vas a tener que elegir un lugar más económico? ¡No te preocupes! Lo que de verdad importa es que cada detalle que tengas en tu boda, refleje el estilo de ambos.

guardarRyan Ray
Foto: Ryan Ray

6. Mantén la calma

¡Es imprescindible! Te recomendamos tener claras las prioridades de tu gran día, respeta el presupuesto e intenta relajarte. Si tomas las decisiones acertadas y tienes todo claro desde el principio, podrás disfrutar al máximo cada segundo de la planeación de tu boda, sin la necesidad de caer en el estrés, confusión o ansiedad. Ten presente que lo mejor está por venir.