¿Te arriesgarías a tener una cena clandestina en pareja?

“Clandestina” es una palabra que a simple vista puede inspirar desconfianza, riesgo o incluso miedo, sin embargo este término se ha posicionado junto a “cena”, gracias a Jorge Castro, un periodista quien hizo un alto en su carrera dentro de los medios de comunicación para dedicarse a la cocina personal, con el fin de ofrecer una opción diferente a los paladares que quieren experimentar sabores especiales y nada convencionales. Algo que él decidió llamar Castro Cocina.

Esta alternativa que podría considerarse íntima, ya que el número de personas que la disfrutan es muy limitado, se sale de los tradicionalismos culinarios, los cuales pueden ser predecibles en los restaurantes: “Es una manera de hacer uso de algunos elementos subvalorados de la comida colombiana y aplicarlos a platos que yo considero interesantes, poco comunes y que se pueden gustar a mis clientes”, puntualiza Jorge, quien ha sido uno de los precursores de esta modalidad que ha tomado fuerza en ciudades como Bogotá y Medellín, y cuyo conocimiento es por medio de voz a voz de amigos o de personas, también parejas quienes hacen parte del movimiento de comidas clandestinas como sucede en otras partes del mundo.

Foto: Iko.

La convocatoria es de mínimo 12 personas y máximo 20. Cada comensal, luego de un aporte de 150 mil pesos, podrá disfrutar de seis platos y vinos tanto blancos, tintos y espumantes argentinos. ¿Los acompañamientos de entrada? Platos de pescado o mariscos, unidos a un espacio agradable, cálido en el que además podrás conocer personas con los mismos gustos por la cocina y por esta clase de experiencias. Cabe resaltar que todo el menú es a ciegas, así que te aseguramos gran expectativa hasta que te sientes en la mesa y compartas con el chef. Si piensas en una boda clandestina, tenemos un detalle que hará de tu fiesta el evento más inolvidable: Elige una hermosa vajilla para tu boda: ¡Marcará la diferencia!

Una boda alternativa

El menú que se ofrecerá a los invitados de un matrimonio puede convertirse en un dolor de cabeza para los futuros esposos. Según Jorge, quien ya ha implementado su cocina clandestina en estas celebraciones, lo más importante es: “que la gente esté abierta a ver un menú diferente a lo que se ofrece generalmente durante las bodas. Siempre, antes de cualquier cena clandestina preguntamos si hay alguna persona que sea alérgica a algún alimento, aunque siempre buscamos productos orgánicos que no sean nocivos para la salud y que sean apetecibles para todos” comentó.

Loopstudios
Foto: Loopstudios

Los recién casados deben estar dispuestos a que tanto ellos como sus invitados reciban como sorpresa los platos que se ofrecen en una comida clandestina, la garantía es que siempre habrá un plato tras otro con texturas y sabores nuevos, además de un servicio íntimo y personalizado. No dejes de leer ¿Un barman en tu boda? ¡Sí! Conoce estas 5 ventajas de contar con un profesional en coctelería

En el caso de las parejas, esta es una alternativa de abrir un imaginario de socialización diferente, asimismo de disfrutar de la buena mesa con algunos alimentos 100% colombianos que son utilizados en las preparaciones, rescatando así la tradición de productos como la papa en todos sus tipos, los vegetales, entre otros y hacer que la cocina colombiana tenga un lugar de competencia junto a otras tan famosas como la peruana o la mexicana.

Para acompañar tu menú, siempre hay que pensar en el postre, por eso no queremos que dejes de visitar Oh My Factory y Repostería El Portal.

Bon appetit

Foto: Jorge Castro

Muslitos rebosados en salsa de chontaduro y borojó, atún de aleta amarilla sellado con chimichurri de poleo, camarones con chips de ñame, sopa de remolacha con burrata de búfala y caviar de Portobello, son algunas de las delicias ya preparadas por Jorge para sus bien atendidos asistentes, así que si quieres arriesgarte a ir a una cena clandestina con tu pareja puedes hacerlo y esperar a la próxima preparación.

No se trata de ir solamente a comer, pues este espacio aunque exclusivo no busca la capacidad adquisitiva ni tratos especiales. El único mandamiento para sentarse en una cena clandestina es estar abierto a hacer nuevos amigos alrededor de la buena mesa.

En  Zankyou Colombia siempre queremos darte las mejores opciones para celebrar tu boda. Por eso para que esta fecha sea inolvidable no queremos que te pierdas lo mejor que trae Imagen Real.

Créditos fotos: portada Pareja cenando por Nejron Photo, Cena de amigos por Iko a través de Shutterstock, Comedor de boda por Loopstudios,  Collage Cocinas Clandestinas por Jorge Castro.

Contacta las empresas mencionadas en este artículo:

¿Te ha gustado este artículo? Compártelo

Más información

Escribir un comentario

Crea gratis la web perfecta para tu boda

100% personalizable y con cientos de diseños para elegir. Ver más diseños >

¿Trabajas en el mundo de las bodas?
Si tu empresa pertenece al mundo de las bodas, Zankyou te ofrece la oportunidad de dar a conocer tus servicios a miles de parejas de novios que nos eligen para organizar su boda en mas de 20 países. Más información